Un aluvion de solicitudes de visados colapsan los consulados en España

Los Consulados de Brasil, Colombia, Chile, Perú, Rusia, India, China, Estados Unidos, Canadá y Emiratos Árabes establecidos en Madrid se han visto desbordados en el primer trimestre de 2012 ante el aluvión de solicitudes de visados presentados por españoles y extranjeros residentes en España con intenciones de irse principalmente a trabajar a estos países.

 

Por tal motivo, los procesos para gestionar los visados se han visto perjudicados y dichas gestiones de demoran el doble de tiempo que anteriormente.

A pesar de que dichos Consulados cuentan ya con sistemas tecnológicos dónde el interesado ya puede solicitar cita telefónica o por internet para gestionar su visado, siguen produciéndose quejas y denuncias ante estos consulados por las interminables filas por la falta de más ventanillas de atención al público y por la excesiva burocracia en la gestión.

La globalización y la situación económica está disparando las peticiones de visados de trabajo/negocios para empresas que quieren desplazar personal a estos países para el desarrollo de sus proyectos internacionales. La internacionalización es ya una realidad en la mayoría de las empresas españolas que están ya más centradas en el mercado exterior para crecer que en el mercado doméstico. La empresa española ha abierto el abanico de destinos, tradicionalmente países desarrollados, y sobre todo cerca de la Unión Europea, y ha empezado a diversificar los mercados en los que opera hacia económicas con un mayor potencia de crecimiento.

Brasil se ha convertido en uno de los países más atractivos del mundo para hacer negocios. Su persistente crecimiento económico, a pesar de la crisis global, su estabilidad política y la próxima celebración del Mundial de Fútbol en 2014 y de los Juegos Olímpico de 2016 han convertido a Brasil en una país de “grandes oportunidades”.

Por detrás de Brasil, se encuentran como países preferentes Canadá, Estados Unidos, China, India, Rusia y otros como Colombia, Chile, Perú y Emiratos Árabes.

Así, las empresas españolas se han visto obligadas a rediseñar sus políticas de expatriación y ajustarlas a la realidad internacional y local de cada país de destino, y prestan especial atención en la tramitación de los visados, así como en la legalización de todos los documentos necesarios para su gestión.

Deja un comentario