Servicios de relocation. ¿Qué son?

Cuando se habla de servicios de relocation, lo que se viene a referir son las facilidades que ofrecen algunas empresas para aquellas personas que se van a trabajar a un país extranjero.

Servicios de relocation

Normalmente estos servicios se dividen en tres tipos:

  • Servicios de llegada al país: cuando se llega a un país nuevo todo son dudas y cosas nuevas. A veces podemos ir un poco perdidos con los trámites a realizar o las maneras de proceder. Un asesor en relocation puede ofrecer varios tipos de ayuda:
  1. Alojamiento: buscar dónde vivir a veces puede resultar muy complicado, ya que no siempre es fácil. Los servicios de relocation hacen una primera toma de contacto para ver la oferta existente y mostrarlo a la empresa o el trabajador interesado junto con la información más importante (metros cuadrados, precios, habitaciones, etc.). Será determinante el lugar de trabajo y la distancia que hay entre la vivienda y donde se vaya a vivir. En muchos casos el servicio añade la posibilidad de buscar un alojamiento temporal mientras no se dé con la vivienda definitiva. Cuando el lugar está encontrado, lo que se hace es ayudar a la persona a que firme el contrato y se revisa junto a ella que todo esté correcto, intentando eliminar cualquier duda que pueda surgir.
  2. Familia: si la persona va con su familia y en ella hay niños y niñas en edad escolar, las empresas de relocation ayudan a buscar el mejor colegio para ellos. El proceso cuenta también con soporte para realizar la matriculación y la mediación con el director o los profesores que se van a hacer cargo de los menores. Esto es muy importante porque los niños son uno de los principales afectados cuando hay mudanzas a gran escala y su confort es prioritario.
  • Integración en el país: una vez hecha la primera toma de contacto y estando ya instalados, toca entrar en la parte diaria, en el día a día. La integración en el país será un punto clave para el bienestar familiar. Algunos ejemplos son:
  1. Servicios en casa: aquí entrarían todos las altas a suministros, por ejemplo, agua, luz o gas. También estaríamos hablando de la conexión a Internet o la posibilidad de dar de alta una línea telefónica que se adapte a las necesidades de la familia, como por ejemplo que incluya llamadas baratas al país de origen, etc. Todo esto se acompaña de la necesidad de que todo esté vinculado a una cuenta bancaria y por tanto también se ayuda a que se pueda formalizar sin problemas.
  2. Vehículo: ¿has traído tu propio vehículo? Si es así se ayuda a que se obtengan todos los permisos de circulación necesarios. Si por el contrario no se ha traído, se busca cual puede ser el mejor para ser comprado o, en algunos casos, como se puede alquilar según las necesidades del trabajador. Si fuera necesario también se ayuda en la búsqueda de parquing.
  3. Mascotas: lo mismo como pasa con el vehículo: si decidimos traer a nuestra mascota la empresa ayudará a que todo se realice de forma que el animal no sufra con los cambios y además se buscará un servicio veterinario al que se pueda acudir en caso de problemas.
    o Personal doméstico: recomendaciones por si se quiere tener personal doméstico en casa o personas referentes en casos concretos como fontaneros, lampistas o albañiles.
  • Salida del país: los servicios que se vinculan a este último punto son los que refieren a la salida del país. Esto incluiría, por ejemplo, la baja de suministros, las mudanzas para volver al país de origen (o al país en donde se vaya ahora destinado), reenvíos postales en caso de recibir correspondencia, etc.

Como cada empresa y cada trabajador es un mundo, hay empresas (como la nuestra) que aparte de ofrecer todos estos servicios también ofrecen la posibilidad de realizar packs a medida. Esto es por si se quieren solamente determinados servicios, o por si las condiciones son muy diferentes a las que suelen ser (trabajos complejos, países complicados, etc.). Lo más importante en estos casos es que la persona o empresa que contrate este tipo de servicios pueda saber que podrá ir a otro país sin preocuparse más de lo necesario.